Radio On line

Con escasos recursos las mujeres llevan adelante los comedores de la provincia

“En época de pandemia las mujeres de los barrios se han puesto al hombro, con total valentía y con gran esfuerzo una tarea muy importante que es darle de comer a cientos de familias. El gobierno no puede mirar para otro lado, tiene que dar una respuesta a la demanda que ellas hacen de recursos para asistir la necesidad de comida”, afirmó Gladys Aballay, referente de Barrios de Pie.

“Es fundamental visibilizar el rol que han asumido las mujeres en general y las mujeres de los barrios más humildes en particular, al ponerse al hombro las consecuencias de esta pandemia. Los 30 merenderos y comedores de la provincia, son llevados adelante por mujeres, quienes asumieron una gran responsabilidad y se comprometen todos los días a resolver, sin miedo y con total valentía, una cuestión tan básica como la comida”, aseguró Aballay.

Alejandra Alberdi, del merendero “La Horita Feliz” en el barrio Ruca Antu, relató que “no solo llevamos adelante el comedor sino también nuestra familia, las tarea de la casa. Nos acostamos tarde y nos levantamos muy temprano. En el día a día se complica bastante porque a veces no tenemos los recursos necesarios para abastecer dentro de la pandemia a tanta cantidad de gente. Y no podemos decirle a la familia ‘no hay’, preferimos muchas veces sacar lo poquito que tenemos en el bolsillo”.

“Las referentes de los merenderos buscan las estrategias todos los días para acercarle un plato caliente de comida a aquellos que no tienen nada de nada, esas mujeres son para nosotras heroínas, y el gobernador no puede mirar para otro lado. El gobierno de la provincia las tiene que escuchar, asistir y acompañar para que puedan garantizar el alimento a las familias más humildes. Es inadmisible que solo haya respuestas de la solidaridad de la gente y que el Estado este totalmente ausente”, agregó Aballay.

Deja un comentario